Los diseños de pintacaras cuanto más sencillos, ¡mejor!

No me gustan demasiado los diseños de pintacaras que ocupan todo el rostro:  yo soy de las de “menos es más”. Por un lado, los niños son inquietos y es imprescindible que tardemos lo menos posible en terminar el maquillaje. Por otro lado, los padres agradecerán que el dibujo sea fácil y rápido de quitar. Así que mejor diseños sencillos y todos contentos.

En el caso de las niñas quedan muy bonitas las coronas de princesa, siempre que no tengan flequillo ni una frente demasiado estrecha. En ese caso, con añadir algún detalle en los ojos y/o labios (para dar un aspecto de diseño completo) es suficiente.

maxresdefault

Diseño sacado del albúm de Yonaimy.

También tienen mucho éxito las mascaras de mariposas, flores y fantasia. En todos estos casos, el dibujo no debe ocupar más de la mitad inferior de la frente, la zona de los ojos y el tercio superior de mofletes (más o menos hasta la nariz). Como complemento, unos labios  brillantes y ¡ya está! No hace falta dibujar desde el nacimiento del pelo hasta la barbilla.

IMG_20160810_185624

Maquillaje de Esther Morillas

En el caso de los niños, las mascaras de superheroes triunfan: Spiderman, Batman, Superman… pero como en el caso de las niñas, es mejor que no ocupen más allá de la mitad de la cara con detalles. Si el diseño está bien ideado y aplicado, dibujar un tercio de la cara debería ser suficiente para maquillar al niño y que el dibujo sea identificable.

Alvaro  tiburon

Maquillaje de Esther Morillas

Es verdad que hay diseño que necesitan más detalle que otros y a veces es necesario extendernos más de la mitad de la cara, pero solo hemos de hacerlo por “fuerza mayor”. Un ejemplo es el caso de dibujar un felino donde suele ser necesario dibujar la frente y mofletes con las rayas o topos y la zona de la nariz y boca para trazar en morro del animal… pero recordemos que cuanto menos superficie ocupemos, mejor

Aplicar una capa de color como si estuviesemos haciendo “la mascara” suele quedar demasiado recargado y dificultar la limpieza del rostro al llegar al casa.

LaMascara

Zonas que es mejor no pintar

La zona más conflictiva son los ojos. Aunque las pinturas sean de calidad, a algunos niños les pican los ojos cuando son maquillados por lo que tienden a rascarse – emborronandose el dibujo – lo que facilita que la pintura les entre dentro y cause irritación. Es mejor limitarnos a colorear el parpado móvil sin llegar al nacimiento de las pestañas o, en el caso de niños muy pequeños, ¡ni eso!

Es recomentables no meternos en el nacimiento del pelo pues el mismo agua que usan los papás al limpiar hace que la pintura penetre en el área capilar donde es díficil acceder.

También hemos de evitar los labios en el caso de niños muy pequeños pues tienden a “comerse” la pintura. Aunque la pintura no sea tóxica, es mejor que no la incluyan en su menú ;). La mejor forma de maquillar los labios es pedir a la niña que haga el gesto de darnos un beso, cerrando los labios en “o”, y con nuestro dedo coloreado y humedo, damos pequeños toques.

A parte está el tema de la purpurina. Aunque sea un buen producto, es posible que al aplicarla (sobre todo si se hace “en lluvia” y no con toques) caiga en los ojos, lo cual causa irritación. Es importante que el niños tenga siempre cerrados los ojos al aplicarla y soplar ligeramente el rosto para eliminar excesos antes de que los abran.

¡Hasta dentro de siete días!

Esther Morillas.

Pintacaras y diseñadora creativa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s